ptarzh-CNenfrdeitjarues

Internet de las cosas avanza en el sector eléctrico

Evalúa este artículo
(0 votos)
Lunes, enero 07 2019 12: 31

Todavía es necesario superar los desafíos de seguridad y privacidad

transmisiones de energía

La IoT (del inglés, Internet of Thingses una extensión de Internet actual, que proporciona a cualquier objeto, con capacidad computacional de comunicación, conectarse a Internet. Por medio de la conexión a la red mundial es posible controlar remotamente los objetos y permitir que sean accedidos como proveedores de servicios. Estas nuevas habilidades generan un gran número de oportunidades. Según un estudio de la consultora Gartner, en tres años, serán 20 mil millones de cosas conectadas a internet. Otro estudio, de McKinsey Global, estima que el impacto de IoT en la economía alcance de 4% a 11% del Producto Interno Bruto del planeta en 2025.

Por ser uno de los más digitalizados, el sector eléctrico es también el ambiente más propicio para el desarrollo de aplicaciones de Internet de las Cosas. Los beneficios de la IoT para los consumidores de energía son diversos. En una instancia simple, los reconectores pueden, por ejemplo, comunicarse entre sí y aislar el tramo en que está el problema y, así, restablecer el suministro a un número mayor de clientes y en menor tiempo posible. La IoT puede potenciar los resultados de modelos analíticos para la prevención de fallas técnicas, crear sistemas de iluminación inteligentes por sensores, proveer conexiones de medición, entre muchas otras.

Sin embargo, según los expertos, la IoT impone desafíos de seguridad, privacidad y conectividad. A pesar de que muchos beneficios también se ha asociado a grandes ataques cibernéticos, a menudo involucrando dispositivos, surgió la tecnología blockchain con la promesa de reducir el riesgo de comprometimiento de los dispositivos de IoT a través de una central, y mejorar la escalabilidad de las implementaciones.

Lido 620 veces

Copyright © 2007-2018 - TI Seguridad Seguridad de la Información - Todos los derechos reservados.